Sorbet aux fraises

 

Ya llega la temporada de helados y sorbetes y a continuación os doy todos los consejos para realizar en casa un sorbete delicioso, saludable y con una textura cremosa insuperable.
El sorbete de fresa es EL postre helado por excelencia de mi infancia. Mi padre tenía un huerto y me acuerdo que me solía tocar a mí recoger las fresas: mi hermana era muy pequeña aún y mi hermano era un maestro en escaquearse de este tipo de tareas, que por cierto me desagradaban profundamente. Lo hacía a regañadientes, pero con el consuelo de que mi madre iba a preparar cosas deliciosas con ellas: tartas, mermeladas, helados y sorbetes.
Recuerdo que era muy duro esperar tanto tiempo para poder disfrutar de los helados y sorbetes que se hacían en casa, pero que la espera siempre merecía la pena. Y es verdad que las fresas del huerto tenían un sabor incomparable, muy dulce y suave, con el punto justo de acidez.
Con esta receta he conseguido volver a mi infancia, a aquellos meses de verano tan calurosos en los que me sentaba en el porche saboreando un sorbete de fresas de mi madre al volver de la playa.
¡Espero que os guste y que disfrutéis tanto como yo!

 

Sigue leyendo

Glace chocolat-cannelle

Glace au chocolat

 

Cualquier ocasión es buena para hacer (y comer) un helado, sobre todo con el calor que está haciendo. El fin de semana pasado vino a merendar una muy buena amiga mía a la que le encanta el chocolate, así que decidí hacerle mi helado de chocolate y canela.
Los platos más clásicos suelen ser los que más nos cuestan, por eso os doy todas las claves para conseguir un helado perfecto, cremoso y  aromático. ¡Espero que os guste y que compartáis!

Sigue leyendo

Glace thé matcha et miel

Helado té matcha

 

¿A quién no le gusta un buen helado, sobre todo cuando el calor aprieta?
El año pasado me compré una heladera y no le di mucho uso la verdad. Pero este año os aseguro que la estoy amortizando (¡los que me siguen en Facebook o Instagram estarán hartos de ver helados, polos y sorbetes!).
Para mí un helado no solo tiene que estar rico. Tiene que tener la textura adecuada y ser sano. Sin embargo, la mayoría de los helados industriales, además de estar excesivamente dulces, suelen contener espesantes y colorantes, es decir ingredientes poco saludables.
Con ingredientes sencillos y de buena calidad se pueden hacer helados estupendos en casa. Para ello es preferible usar una heladera con el fin de conseguir esa textura cremosa y sedosa que a todos nos encanta. No hace falta arruinarse. Existen en el mercado heladeras muy baratas que funcionan perfectamente.
Hoy os propongo un helado rico y saludable de té matcha, con un sabor intenso y una textura deliciosamente cremosa. Os animo a que lo hagáis, sobre todo si os gusta el sabor del té verde. ¡Ya me contaréis!

Sigue leyendo